Tenía un fome y aburrido espejo en el baño de los niños y lo transformé en uno mas alegre y lleno de color! Compré azulejos de varios colores, los fui dividiendo con este cortador de vidrios manual en varios cuadraditos, y los pegué uno a uno sobre el mismo espejo. Simple y fácil de hacer, un proyecto #diy para un fin de semana.

(Visited 22 times, 1 visits today)