Hay una gran variedad de plantas que nos ayudarán a dar alivio de una forma natural a muchas enfermedades que nos afecten. Acá te recomiendo 8 imperdibles que debes tener en la huerta del hogar.

(Visited 13 times, 1 visits today)

Paso 1: Albahaca

Es una planta aromática de gusto dulce y de gran aroma. Cocer algunas hojas durante 2 minutos para hacer una infusión alivia el dolor de cabeza (que no sea causado por presión arterial inestable, ayuda a los intestinos con parásitos. Se toma una taza media hora antes del desayuno durante 5 días y para expulsar gases estomacales, se toma una taza después de los alimentos. Para evitar la caída del pelo, después de hervidas con un poco de su jugo, las hojas se frotan en el cuero cabelludo las veces necesarias.

Paso 2: Caléndula

Una planta herbácea de fácil propagación. Tanto sus flores como sus hojas se pueden usar como remedio para aliviar la mala digestión, la acumulación de ácido úrico, las heridas infectadas (ayuda a cicatrizar). Cocer algunas hojas y flores durante 5 minutos para una hacer una infusión. Se toma una taza diaria para regular la menstruación y la digestión. Se puede hacer también una compresa para problemas de hongos, golpes y cicatrices, que se coloca tibia en la herida durante varios minutos hasta que sane.

Paso 3: Cedrón

Es un arbusto de hojas alargadas que al frotarlas desprenden olor a limón y que dentro de sus principales cualidades está la de estimular la buena salud del corazón. Además, la infusión reposada de dos cucharaditas de sus hojas; o cocer tres cucharaditas para hacer la infusión tres veces al día nos servirá para aliviar diarreas, dolores de estómago, cólicos en los niños, nervios alterados, migrañas y vómitos.

Paso 4: Hierbabuena

Es la hibridación de dos tipos de menta: la menta negra y la blanca. Sus hojas son de forma alargada. Alivia problemas digestivos, indigestión, dolores estomacales causados por lombrices, calambres musculares, falta de apetito y la aerofagia. Cocer algunas hojas durante 5 minutos para hacer una infusión. Se toma una taza antes de cada comida, o después si hay dolores.

Paso 5: Valeriana

La valeriana es una planta perenne que crece hasta los 30 centímetros, con hojas en forma de roseta y largas espigas. Para obtener su infusión se deben hervir algunas hojas en agua durante 5 minutos la que se debe dejar reposar para poder beber. Asimismo, al consumir las hojas en ensalada alivia la gastritis, el asma, la bronquitis, el catarro, la fiebre, las infecciones urinarias, la conjuntivitis, gota e inflamaciones.

Paso 6: Perejil

Es una planta rica en Vitamina C y crece especialmente en verano a partir de semillas. Puede ser un excelente remedio para la caspa y para reducir la oleosidad de la piel. Para esto último, puedes preparar un tónico con perejil, menta y lavanda. También sirve para eliminar el acné y las arrugas, enjuagar la boca y lavar los ojos con infecciones. Y como si esto fuera poco, es delicioso para acompañar las ensaladas.

Paso 7: Tomillo

Es un condimento que no puede faltar en tu casa, y tampoco lo querrás dejar de lado cuando te enteres de todas sus propiedades. Es un potente antiséptico que se usa para desinfectar y calmar heridas. En la antigüedad, los romanos lo ponían en el agua del baño. Se planta de semilla y se emplea como cataplasma para el uso externo. Puedes hacer una infusión con las hojas y disfrutar de un relajante baño de pies o añadir en el champú para un aroma exquisito en tu cabello.

Paso 8: Salvia

Se usa para tonificar el sistema nervioso, alivia los problemas digestivos, el resfrío, la gota, la fiebre, el reumatismo y la congestión nasal. Además, la salvia cicatriza las úlceras y activa la circulación de la sangre. También es eficaz en los pacientes con diabetes ya que reduce los niveles de azúcar en sangre. Alivia cólicos intestinales, la artritis y en el antiguo Egipto se creía que tenía la capacidad de asegurar la fertilidad de las mujeres y actualmente se ha descubierto que tiene efectos estrogénicos, todos relacionados con el sistema reproductor femenino.